El miedo que nos enferma y la Homeopatía que nos cura

“Nadie llegó a la cumbre acompañado por el miedo” 

Publio Siro 

“Es imposible fundar una civilización sobre el miedo, el odio y la crueldad. No perduraría”

George Orwell 

El Dr Kent ya lo decía hace tiempo: “La razón por la que ACONITUM es tan a menudo un remedio de niños es porque a menudo los niños están enfermos de miedo”.

El miedo es una experiencia común a todos los seres humanos. Sentimos miedo cuando experimentamos cualquier situación que nos haga creer que nos encontramos en peligro. Es una emoción básica de autoprotección que se activa cuando sentimos que algo o alguien pueden causarnos algún daño.

Ante una situación de peligro nuestro organismo se pone en alerta de manera global; sentimos miedo, nuestra musculatura se tensa, se prepara para responder a la amenaza, y nuestra mente busca la manera más eficaz de afrontar esa situación. Si estamos en condiciones de huir o de rechazar esa amenaza lo haremos pero este escenario no es siempre posible. Si no es posible librarse de esa vivencia amenazadora la tensión aumentará y nuestros mecanismos psíquicos buscarán la manera de adaptarnos a la situación con el menor daño emocional. Y eso es lo que ocurre en muchas ocasiones.

Las posibilidades que tenemos los seres humanos de defendernos de una amenaza no son ilimitadas y dependen de las características de las propias circunstancias (hay situaciones ante las que nos encontraremos irremediablemente indefensos) pero también de las características propias de la persona que tiene que afrontarlas. Así, según el momento vital y madurativo, en el que nos encontremos un mismo hecho podrá afrontarse con muy diferentes garantías de éxito. La capacidad de respuesta ante una amenaza de un bebé, un adolescente o una persona adulta es muy distinta, y el impacto que puede causar esta amenaza en el individuo también.

A los adultos nos pasa muchas veces que sentimos miedo y no sabemos por qué. Ese miedo suele manifestarse como un estado constante de ansiedad, nerviosismo, fobias diversas, irritabilidad, hiperexcitación, y también puede generar síntomas físicos como alteraciones del sueño, dolores y tensiones musculares, problemas digestivos, erupciones en la piel, cefaleas, entre otras muchas formas de somatizar.

La tensión que el miedo genera en todo nuestro ser es muy beneficiosa cuando esa situación es puntual y pasajera; sentimos una amenaza, nos tensamos y la resolvemos. Perfecto. Pero cuando el miedo se convierte en un estado de ánimo permanente, es cuando esa tensión comienza a desgastarnos y a enfermarnos.

En ocasiones la sensación de miedo, que vivimos los adultos tiene que ver con una situación vital que nos está tocando pasar como una enfermedad, una situación económica desesperada, la guerra o cualquier amenaza real y tangible. Pero otras muchas veces ese miedo se instala en nuestro corazón y en nuestra mente en forma de inseguridad, ansiedad y angustia sin que podamos vincularlo a ninguna circunstancia de nuestra vida que merezca esos sentimientos. El miedo, muchas veces, se convierte en la forma de vincularnos con la vida.

Hay que entender que cuando un bebé tiene miedo no puede luchar ni alejarse, ni tan siquiera reflexionar sobre lo que está ocurriendo. Lo único que puede hacer es contraerse y esperar a que esa sensación desaparezca. Y cuando un bebé siente miedo con frecuencia y tiene que resolverlo por sí mismo de esa manera, va construyéndose dentro de él la vivencia de que el mundo es una realidad hostil de la que no hay más escapatoria que tensarse y esperar a que esa experiencia horrible pase. Así la ansiedad, la angustia, la tensión van instalándose como un estado del ser.

Hay que pensar que a un bebé puede asustarle que se le grite, que se le mire con hostilidad, que se le coja con brusquedad, el frío, el dolor, las sensaciones corporales desagradables, el hambre… Y cuando todas estas situaciones no son atendidas adecuadamente de forma repetida el bebé puede crecer interiorizando una tensión constante ante la vida, que es la única forma que tiene de responder ante la angustia un ser tan dependiente e indefenso. También es posible que no sea la acumulación de microtraumas, sino un acontecimiento brutal el que pueda marcar nuestro ser con el estigma del miedo.

A lo largo de toda nuestra vida vamos construyéndonos y creciendo, pero es en los primeros años cuando consolidamos nuestra estructura básica de carácter sobre el temperamento que traemos congénito. Si esas experiencias primeras han sido traumáticas es cierto que pueden dulcificarse a lo largo de la vida con otras experiencias que nos hagan sentir el amor, la seguridad, la bondad y la ternura de la que la vida también está llena, e ir superando así esa tara vital que supone vivir instalado en el miedo. Pero si las experiencias que siguen a nuestra infancia no son reparadoras, todo ese miedo se irá estructurando cada vez más hasta hacernos enfermar. Así, el miedo podrá ser una emoción que nos proteja o que nos enferme.

Cuando miramos a un paciente con los ojos de la Homeopatía nos interesa saber qué le pasa (su enfermedad actual), por qué le pasa (su etiología, la causa) y a quién le pasa (el terreno de la persona). Y lo digo porque sabemos que el miedo, como elemento desencadenante de patología, desarrollará un modo particular de dolencia según el terreno personal en el que impacte.

Tenemos muchos medicamentos en los que relacionamos el miedo con el origen del conflicto del paciente. El miedo será el elemento común a todos ellos pero no todas esas personas se defenderán de su miedo de la misma manera ni se descompensarán ante él igualmente. Vamos a ver algunos ejemplos para que veáis que quiero deciros:

  • ACONITUM es el medicamento de las personas que viven en un estado permanente de alerta máxima. Son personas agitadas, nerviosas, impacientes. Quieren prevenirlo todo, saberlo todo para estar preparados y hacer frente a cualquier adversidad. Viven como si estuvieran permanentemente en peligro mortal. Es el gran medicamento de las crisis agudas de pánico.
  • Los pacientes sensibles a CAUSTICUM, en cambio, tienen una percepción del miedo que tiene que ver más con la sensación de que algo malo va a ocurrirles a ellos o a sus seres queridos. Suelen ser personas con un gran sentido de la justicia y de la dignidad que acaban llenándose de presentimientos negativos y fobias.
  • GELSEMIUM es otro medicamento relacionado con el miedo, pero esta vez con el miedo de esas personas a las que les paraliza. Van a hablar en público y se quedan mudos o se quedan en blanco delante de un examen que han preparado bien. Es un miedo de anticipación, un miedo a afrontar las situaciones de la vida. Pueden ser personas temblorosas con crisis de diarreas ante cualquier evento inusual como un viaje, una entrevista o una cita amorosa. Es un gran medicamento para esas personas con miedo a subir a los aviones.
  • Una vez escuché una frase que me pareció que definía muy bien el estado en el que viven las personas sensibles a ARSENICUM ALBUM; estos pacientes se sienten como ovejas entre lobos. Para ellos el mundo es un lugar hostil y amenazante y ante esta sensación de indefensión desarrollan una respuesta compensatoria de control absoluto de la realidad. Así, se convierten en personas organizadas, ordenadas hasta la manía, meticulosas hasta el detalle. Ansiosas en general, y en particular de su salud, son también muy dependientes de los demás y tenderán a acumular posesiones con la fantasía de que así estarán mejor preparados para cualquier cosa horrible que esta vida les depare.
  • En las personas sensibles a LYCOPODIUM la sensación que domina es la inseguridad, el sentimiento de inferioridad y el miedo hacia los retos y las responsabilidades que eso puede generar en estas personas. Pero para compensar esta percepción de sí mismos y para que nadie se percate de ello son personas que suelen crear una imagen compensadora de orgullo y prepotencia. “Dime de qué presumes y te diré de qué careces”, podría definir muy bien la personalidad y el comportamiento de estas personas. Es frecuente que se muestren duras y críticas con  quienes sientan que puedan someter pero sumisas y complacientes ante quienes sientan poderosas. Frente a una fachada de arrogancia y prepotencia se esconde su inseguridad, su miedo y su cobardía.
  • Otro gran medicamento para el miedo, esta vez al abandono, es PULSATILLA. Son personas que no han podido romper con el sentimiento de amor fusional que une al bebé con su madre y viven las relaciones con un grado de dependencia máximo. Les resulta muy difícil vivir si no es a través de relaciones de dependencia y tienden a intentar complacer para no perderlas. Su lema podría ser: “¿Cómo quieres que sea para que me quieras?”.

Y estos solo son algunos de los muchos medicamentos homeopáticos relacionados con el miedo, porque hay tantos medicamentos como formas tenemos los seres humanos de relacionarnos con esta emoción y de intentar sobrevivir a ella.

El miedo enferma nuestra mente y nuestro cuerpo; nos contrae, nos desgasta y nos agota. Y la Homeopatía nos aporta medicamentos capaces de aumentar nuestra capacidad de adaptación a estas circunstancias internas tan perturbadoras y así poder afrontar la vida con mayores y mejores recursos.

Es muy emocionante para mí ver cómo un niño que no hace más que enfermar desde que ha comenzado la escolaridad por el simple hecho de no soportar la separación de su madre, mejora y deja de estar enfermo desde el momento que empieza a tomar “su PULSATILLA”; o cómo una persona que antes se bloqueaba ante cualquier reto puede empezar a afrontarlos gracias a GELSEMIUM o cómo ACONITUM nos ayuda a superar una crisis de pánico.

Quiero contaros un cuento, muy cortito, para terminar por hoy.

El discípulo se acerca a su maestro y le pregunta:
-Maestro, de todos los seres que habitan este universo a cuál he de temer más.
-Solo has de temer una cosa: que en tu corazón nunca llegue a instalarse el Amor y en tu mente la
Luz. Porque la Luz y el Amor son las fuentes de la Sabiduría, y la Sabiduría disuelve el miedo como lo hacen el calor y la luz del sol con el frío y duro hielo.
Y el discípulo comprendió.

Imagen diseñada por Photoangel/Freepik.

Sobre el Autor

Dr. Guillermo Basauri
Dr. Guillermo Basauri

Soy Guillermo Basauri, médico formado en Homeopatía y Osteopatía. Ejerzo la medicina desde el año 92, actualmente en Getxo (Bizkaia), y siempre me han interesado las terapéuticas que estimularan los propios recursos del organismo, que son extraordinarios, para llevarlo de nuevo a la salud.

Además, dirijo un espacio sobre salud y Homeopatía todos los domingos por la mañana en Radio Popular de Bilbao-Herri Irratia y soy profesor del CEDH. Y ambas cosas me apasionan.

Y, eso sí, en mi tiempo libre lo que más me gusta es ir con mi mujer a la montaña. Me ayuda a no olvidar que vivimos en un planeta de una belleza que emociona.

68 Comentarios

Comentar
  • Hola doctor, soy madre soltera y hace más de 3 años comencé una relación con un chico, en ese momento yo no tenía ningún problema de salud remarcable, al cabo de dos años he desarrollado problemas de ansiedad con arcadas obsesiones y aveces vómitos, a raíz de soportar problemas de la relación, a día de hoy no estamos juntos, y aún por la mañana me Dan arcadas o bien al ver recuerdos de la relación. Me recomienda algún tratamiento para aliviar las arcadas?

    • Hola Cristina.

      Me encantaría poder ayudarte pero, sin duda, desde aquí no sería la mejor manera.
      Parece que tienes bastante claro que esos síntomas que muestras están relacionados con algo que aún no has resuelto de esa relación. Creo que es algo suficientemente serio como para que lo consultes en persona con algún médico homeópata de tu zona al que puedas darle la oportunidad de conocer tu caso como se merece.

      Muchas gracias por tu confianza y espero de corazón que pronto encuentres la serenidad que te mereces. Un saludo y pasa un feliz día.

  • Tengo una enfermedad reumatica, soy hiperlaxo pero no soy elastico. Ehler danlos tipo hiperlaxitud. Un médico homeopatico y acupuntor al pedirle ayuda por mi electrosensibilidad-debilidad. Me dió phosphorus..nunca tuve ataques de pánico ni cosas asi. Tomé un aminoacido-glicina-en Coruña tenemos la peor calidad de aire de toda españa. Mira guardacielos y meteogalicia, calidade do aire, informes, informe areosol. Hice analisis de agua de lluvia y me dió exageradisimo fosforo, la glicina elimina el fosforo… Tuve dos horas con inactividad, parado, con pánico…depues de tomar la glicina y una vez que pasaron unos 15 dias del phosphorus…tengo aun eso, nunca tuve algo asi, siempre estuve volcado en conocer y saber. Me quedé parado y con miedo, como si estuviera en un proceso y la glicina me lo parara bruscamente. Nunca me pasara. La homeopatía hace. Para mi electrosensibilidad, cero. Pero me dió pánico. La homeopatía funciona…ahora tengo ese ruido, esa falta todo el tiempo, como una ansiedad que nunca tuve y pasé por el psicoanalisis, no es una asociación en palabra…ya me gustaría quitarme de esto. No volví al médico al no hacerme con respecto a la electrosensibilidad…Encontré el canabis cbd sin tdh. Y va bien; lo dicho…

    • Hola Carlos.

      Aunque no llego a entender muy bien tu experiencia te agradezco mucho tu testimonio sincero.
      Espero que sigas leyéndonos y que este blog sirva para aclarar en lo posible todo lo relacionado con esta terapéutica, la homeopatía, que tanto nos ayuda a cuidar de nuestros pacientes.

      Gracias otra vez y un saludo. Te deseo un feliz día.

  • Hola Dr. Tomé por diez días acoheel en inyección. El primer día sentía que no respiraba. Paso mes y medio y mis síntomas disminuyeron pero aún no sentía que respiraba bien. Me acabo de hacer estudio y tengo cuadro asmático. Inflamación pulmonar. Tuvo que ver el aconitum del acoheel? O en si toda la inyección?

    • Hola Fernanda.

      Con la información que tengo de tu caso no puedo decirte gran cosa. Por mi experiencia y por lo que yo conozco te diría que una cosa no tendría que relacionarse con otra pero, sin duda, lo que yo te aconsejo es que lo consultes con tu médico homeópata, que debe conocer tu caso en profundidad, para valorarlo.

      Muchas gracias por leernos y por tu confianza y espero que pronto encuentres mejoría.

      Un saludo y pasa un feliz día.

  • Doctor cómo está, un homeopata me recetó CONITUM NAPELIUS 45-60LM, 13 gotas 3 veces al dia, a partir de esa fecha estoy peor, no puedo respirar bien, siento muvho mas miedo, se me adormecen las manos, lo peor es que no puedo respirar bien, que debo hacer? será que estoy alergica a ese medicamento? puedo tomar algo que me quiete esto? llevo asi 15 dias.
    Graciaa

    • Hola Lucía.

      Sin duda debes comentárselo a tu médico. Él sabrá valorarlo y ajustarte el tratamiento. No dejes de consultárselo cuanto antes para poder así salir de este momento que estás pasando.

      Muchas gracias por tu confianza y seguro que pronto vas a mejorar. Un saludo muy afectuoso.

  • Buen día Dr, tengo un nieto que cumplirá 3 años el 6 de enero a los 16 meses decía nene, nena, mamá papá, nana por banana y un día casi sin darnos cuenta dejo de hacerlo. Ahora concurre a T. Ocupacional, foniatria aunque aún sin mucho éxito (6 meses de terapia) se golpea cuando se le restringe algo o cuando o logra hacer algo. Hace homeopatía toma Causticum 30, depuratum 5000 y baryta carbónica 200 hace ya varios meses y los golpes no los a dejado ( co tra él u objetos). Esto no ocurre en el jardin. El neurólogo que lo atiende dice como diagnostico «espectro autista». Deberíamos ver si es necesario cambiar medicamento. Gracias espero su comentario

    • Hola Elsa.

      No conozco los detalles del caso y tampoco puedo valorar por qué tu médico homeópata decidió prescribir esos medicamentos pero viendo como va evolucionando no estaría de más consultarlo con vuestro médico y plnatearle todas vuestras inquietudes. Para nosotros los médicos, la percepción que tiene un paciente, o en el caso de un niño sus padres, de su evolución es fundametal para poder reorinetar el caso cuando si fuera necesario.

      Muchas gracias por tu confianza y espero que pronto todo vaya mejorando. Saludos y muy feliz día.

  • Hola dr Guillermo de hace unos meses que me siento nerviosa me dan palpitaciones, dolor abdomina,l mareos tanto en el día y sobre todo en la noche me pongo muy nerviosa con mucha angustia que medicamento homeopático sería bueno porque no me gusta estar así…

    • Hola Margarita.

      Hay varios medicamentos homeopáticos que podrían estar indicados en situaciones como la que comentas que estás viviendo. Sería imprescindible poder hacer una historia clínica en profundidad para conocer en toda su profundidad tu caso en particular.

      Muchas gracias por tu confianza y espero que pronto encuentres alivio. Un saludo muy cordial.

  • Buenas noches:
    Disculpe, yo desarrollo miedos de todo tipo. No se si se deba a que de niño me golpeé la cabeza con el espejo de un autobús en movimiento, me han hecho tomografías, electroencefalogramas y resulta que siempre salgo con cerebro normal, pero no entiendo porque tengo fobias y paranoias.
    Pregunta: En caso de un posible daño a la amígdala cerebral o alguna parte del cerebro que no me hayan detectado dichos estudios, ¿Existirán medicamentos homeopáticos que por lo menos puedan controlarme los pánicos que me surgen -suponiendo un origen orgánico cerebral?
    Nota: Ya fui con homeópatas, pero no me funcionó -hasta dejé mi maestría por un ataque de pánico. Y para colmo, los medicamentos psiquiátricos aumentaron mi enfermedad de pánico.

    Gracias. Espero su respuesta. Lo podría enviar a mi email, por favor.

    • Hola Alfredo.

      No tengo experiencia en tratar ningún cuadro como el que describes así que me temo que poco puedo comentarte. Lo siento.

      Un saludo y muchas gracias por tu confianza. Un saludo y pasa un buen día.

  • Hola Dr. Guillermo, mi doctor me receto aconitum por una faringitis aguda cree que es el medicamento correcto. No he sentido mucha mejoría llevo 5 días y aún me siento mal

    • Hola Lorena.

      En mi experiencia, si en cinco días no has encontrado mejoría en un cuadro agudo habría que pensar en cambiar el tratamiento. En mi práctica yo suelo decir a mis pacientes con un cuadro similar al tuyo que si no encuentran mejoría en dos o tres días me llamen para valorar el tratamiento. Pero desconozco tu caso y no sé si ya se lo has comunicado a tu médico y si él ha valorado mantenerlo aún por alguna razón.

      Muchas gracias por tu confianza y espero que ya esté resuelta tu faringitis al momento de leer esto.
      Saludos y feliz día.

  • Hola Doctor, mi nombre es María y quiero felicitarlo por su bonita labor.
    También quiero comentarle que yo sufro de ansiedad desde hace más de 10 años y a causa de la ansiedad tengo muchos problemas gastrointestinales como gases, estreñimiento, acidez, hígado graso, malas digestiones, etc.
    Yo actualmente vivo en Australia y he consultado a un homeópata y me ha recetado Nux Vomica y Aconitum Napellus,

    Usted considera que son los medicamentos correctos?

    Agradezco su atención y g olaboracion

    • Hola Mariana.

      Lo primero, muchas gracias por tu comentario.
      Sobre lo que preguntas, ambos son dos muy buenos medicamentos para tratar la ansiedad pero no son los únicos. Habría que saber cómo se manifiesta en ti la ansiedad, cuál podría ser su origen…pero esas son cosas que tu médico homeópata ya habrá tenido en cuenta y por eso te habrá indicado esos dos medicamentos entre todoas las opciones con la que podemos contar.

      Un saludo y muchas gracias por tu confianza.

  • Buenas tardes, Guillermo. Conoce Usted acerca de la Identicopatía como criterio para medicar a pacientes con cuadros crónicos. Entiendo que ese criterio ha sido desarrollado por el Dr. Eduardo Lasprilla, de Barranquilla-Colombia, y es distinto a la similopatía tradicional de la homeopatía.

    • Hola Gustavo.

      Pues no lo conozco así que me temo que no voy a pder decirte nada. De todas formas intentaré informarme. Gracias por el dato .

      Un saludo y muy feliz día.

  • Muy buena explicación, tengo tratándome cómo 7 meses en homeopatía, y debo reconocer que me a sorprendido su eficacia.me he sentido muy bien

    • Muchas gracias Manuel por tu testimonio. Me alegro mucho de que todo vaya iendo bien.

      Recibe un saludo cordial. Feliz día.

    • Hola Verónica.

      Muchas gracias por tu comentario que lo recibo cálido y reconfortante. Gracias de corazón.

      Te mando un saludo y espero que en este blog sigas encontrando lugares en los que sumergirte y disfrutar.

      Pasa un lindo día.

  • Hola Doctor.
    Yo tengo un gran miedo a llegar a mi casa y escuchar los ruidos que mi vecino hace cuando canta o toca la guitarra. Aclaro que no son sonidos muy fuertes ni exceden los decibeles permutidos pero a mi realmente me aterran y me dejan en insomnio. E incluso ya empieza a afectar los sonidos dentro de mi casa como la tele o refrigerador.

    • Hola Jesús.

      Lo primero muchas gracias por leernos y por tu confianza.
      Yo creo que sería muy acertado que lo consultaras con algún médico experto en homeopatía de tu zona y que incluso valoraseis trabajar tu miedo a nivel emocional, con una psicoterapia. Te lo digo desde mi experiencia profesional y personal.

      Un saludo y te deseo un feliz día.

  • Estimado doctor

    Gracias por su articulo amable de leerlo y generoso de información .
    Quiero preguntarle su opinión sobre el Padma 28

    Y también si usted lo considera muy distinto del Padma Basic.

    Que sea un buen dia

    Saludo

    Peter

    • Hola Peter.

      No conocía el preparado y no tengo ninguna experiencia con él. Sí que veo que los estudios que se han hecho reflejan resultados prometedores pero no podría decirte más.

      Muchas racias por leernos y por tu confianza. Un saludo y te deseo también un muy buen día.

  • Hola Raul.

    Aconitum es uno de los grandes medicamentos del miedo pero siempre que este miedo se exprese de la forma característica que se corresponed con este medicamento.
    Si te ha surgido la duda tras leer este post no dejes de comentársele a tu doctora. Ella, que te conoce bien, podrá aclarártelo.

    Raul, muchas gracias por leernos y por tu confianza. Pasa un gran día y estoy seguro que tu doctora sabrá sacarte de dudas.

  • Hola Dr Guillermo, muchas gracias por sus aportaciones muy valiosas, yo tengo miedo del futuro y la Soledad, me recetó una Dra homeópata Natrum Y Calcárea carbónica, he escuchado de aconitum Napellus pero no me lo recetaron, podría también ingerirlo? Un gran abrazo y MIL bendiciones. Ojalá me responda mi comentario. Gracias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

© 2014-2019 Hablando de Homeopatía

La información proporcionada en este sitio web no pretende sustituir la atención médica o profesional. HdH® no se responsabiliza de que sea totalmente completa, ni del uso que de ella pueda hacerse. Para obtener un consejo profesional más riguroso y acertado, y resolver dudas, le recomendamos que consulte a un médico homeópata. Aceptar