Dos Decanos homeópatas y 130 años de historia homeopática

Última modificación: 31-08-2020 10:56:33

No uno, sino dos han sido los Decanos de la Facultad de Medicina de Barcelona que ejercían también como médicos homeópatas. Sí, sí, han leído bien: decanos de la Facultad de Medicina.

Así que cuando a algunos les parece que esto de la homeopatía es muy reciente, casi un fenómeno floral de “new age”,  poco serio, quizás unos cuantos datos históricos como estos sirvan también para aclarar conceptos.

Si nos circunscribimos a nuestro país lo cierto es que, en el siglo pasado, numerosos médicos de vanguardia, catedráticos, profesores de reconocido prestigio practicaban también homeopatía.

Ejemplo el caso de Cataluña. En la web del  propio Colegio de Médicos hay un apartado denominado “Galeria de metges catalans”  donde se muestran numerosos ejemplos de ello.

Academia Médico Homeopática de Barcelona (AMHB)

Por otro lado, hay en una institución homeopática que cumplió este pasado mes de junio 130 años de historia: la Academia Médico Homeopática de Barcelona (AMHB), fundada en 1890. La foto del inicio, por cierto, corresponde a su sesión inaugural, con los médicos que componían la junta directiva.

No es la institución más antigua de España porque ahí tenemos el Instituto Homeopático y Hospital de San José de Madrid, fundado en 1878, y que ahora, desgraciadamente, pasa por una época de litigios judiciales sobre su propiedad.

Sin embargo, la AMHB sí es la institución que sigue manteniendo viva la actividad homeopática en nuestros días a pesar de todas las dificultades vividas en los años de la postguerra, donde la homeopatía fue poco menos que perseguida y marginada.

La AMHB fue fundada en 1890 por el Dr. Joan Sanllehy i Metges pero ya que he comenzado esta entrada hablando de dos decanos quizá sería bueno conocer algo más acerca de ellos para comprobar qué tipo de médicos eran y qué trabajo hacían. Esta perspectiva histórica seguro que nos ayudará a entender mejor las motivaciones de los médicos homeópatas contemporáneos.

  • Fèlix Janer i Bertran (Vilafranca de Penedès 1779- Guadalajara 1865) 

Fue Catedrático de Clínica Médica de la Facultad de Madrid y Decano de la Facultad de Medicina de Barcelona, médico honorario de la Real Cámara, académico de la Real de Historia.

Fue Consejero de Instrucción Pública, condecorado con la Medalla del Mérito de Medicina, Caballero de  la Real y distinguida Orden de Carlos III y Gran Cruz de Isabel la Católica.

Fue Socio  de honor y mérito de la Sociedad Hahnemaniana Matritense.

Publicó infinidad de libros y opúsculos. Puede bien decirse que el Dr. Janer fue una referencia médica a nivel europeo.

Según la “Galeria de metges catalans” del COMB, higienista, pensador, educador, “Fèlix Janer tiene una gran importancia por su aportación a una nueva concepción de la ética médica y la responsabilidad social de la Medicina vigente durante muchos años. En su tratado Elementos de moral médica ó Tratado de las obligaciones del médico y del cirujano en que se exponen las reglas de conducta moral y política en el ejercicio de su profesión, explica cómo los médicos deben visitar los enfermos, pobres y ricos , el trato que deben tener con los pacientes de los hospitales, el comportamiento a seguir ante las epidemias y los contagios, etc. Este trabajo -pionero en el siglo XIX- hace que en los congresos médicos sobre esta temática aún hoy se recuerde su nombre”.

Fue elegido diputado a Cortes en dos ocasiones (1820 y 1840). “El Dr. Janer –prosigue la web del COMB-, en su juventud, ya defiende la necesidad de una educación y una sanidad para todos para hacer una sociedad más justa. En muchos aspectos educativos, es un hombre muy adelantado a su tiempo que recomienda a sus alumnos aprender lenguas y viajar considerando que la Medicina es una ciencia universal”.

Creo que ya dije que fue Decano de la Facultad de Medicina de Barcelona. En realidad ¡su primer Decano! Desgraciadamente, en una visita de hace unos años al decanato de la facultad este dato era desconocido por el decano de entonces.

  • Francesc  de Paula  Folch i Amich (Granada 1799- Barcelona 1888)

Decano de la Facultad de Medicina de Barcelona desde 1853 y Vicerrector de la Universidad Literaria de Barcelona desde 1862 hasta su jubilación, a petición propia, a pesar de su avanzada edad.  

Catedrático  de Patología General y Anatomía Patológica

Socio de la Real Academia de Medicina y Cirugía de Barcelona, miembro de la sociedad alemana de médicos, miembro correspondiente de las Academias médico-quirúrgicas de Berlín, Madrid y Sevilla.

Condecorado con la Gran Cruz de Isabel la Católica y la de Carlos III.

En 1831 formó parte de la Comisión que el gobierno español envió a Viena para estudiar el cólera, donde conoció la homeopatía a través del Dr. Rapou. También viajó por Alemania, Francia e Inglaterra por el mismo motivo.

En 1845, Folch publica el Tratado Elemental de Patología General y Anatomía Patológica, que es el primer libro impreso en castellano donde aparece el término Anatomía Patológica en el título.

  • Joan Sanllehy i Metges (Barcelona 1821-Barcelona 1900)

Fundador de la Academia Médico Homeopática de Barcelona (1890)

Fue Catedrático Auxiliar de Anatomía Patológica de la Facultad de Medicina de Barcelona.

Fue socio honorario y corresponsal de la Real Academia de Medicina y Cirugía de Barcelona así como de otras corporaciones científicas nacionales y extranjeras

Gran Cruz de Isabel la Católica y de la Orden de Carlos III.

Fue traductor al castellano de diferentes obras de Hahnemann.

Según la Galería de Metges, “en 1854, en plena epidemia de cólera y mientras muchos compañeros médicos huyen de la ciudad condal, se ofrece voluntario al gobernador civil y trata homeopáticamente cientos de enfermos, consolidando el prestigio que ya tenía”.

Fundador de la Revista de Homeopatía en 1890.

Fundador de un Dispensario homeopático para pobres en el mismo local de la AMHB.

El Dr. Sanllehy fue, pues, un gran clínico volcado en su profesión de médico, con especial atención a las familias más desfavorecidas y un gran entusiasta de la homeopatía.

¿Por qué homeopatía?

Dejaremos para otra entrada la existencia en Barcelona, a principios del siglo pasado (1901), de un hospital homeopático, el Hospital Homeópata del Niño Dios y de otros tantos numerosos y eminentes médicos que dedicaron su vida a sus pacientes y al método homeopático.

A veces se nos pregunta por qué la homeopatía. Sencillo. Además del “primum non nocere” y de su visión holística, yo creo que cualquier médico de vocación humanista, con inquietudes sobre la salud global y social de los pacientes, que llegue a conocer bien la homeopatía, es muy fácil que también se interese por ella.

Igual que han hecho tantos médicos de diferentes culturas y procedencias a lo largo de la historia.

Diverses són les parles i diversos els homes, / i convindran molts noms a un sol amor

Diversas son las hablas y diversos los hombres, / y convendrán muchos nombres a un solo amor.

 (Salvador Espriu)

Bibliografía

Galería de metges catalans (COMB) http://www.galeriametges.cat/index.php

International Homeopathic Council, Academia Médico homeopática de Barcelona, Índigo, 1991

Piqué Buisan, J, Procesos de construcción social y científica de la homeopatía en Cataluña (1890-1924), Universitat Autònoma de Barcelona, 2018

González-Carbajal García, I, La homeopatía en España. Cien años de historia. Sevilla, Femh, 2004

Sobre el Autor

Dr. Gonzalo Fernández-Quiroga
Dr. Gonzalo Fernández-Quiroga

Tal como decía Holden, “Si de verdad les interesa lo que voy a contarles, lo primero que querrán saber es dónde nací, cómo fue todo ese rollo de mi infancia…”

Bueno, pues nací en un pequeño pueblo de montaña donde por la noche se contaban historias. Las mujeres que venían a casa con sus candiles, se sentaban, hilaban y contaban. Todas aquellas largas noches nevadas de invierno escuchando historias. Historias de todo tipo, de miedo, de muerte, de espíritus, de risa, amor, de desamor. Historias.

Después estudié y me licencié en Medicina por  la Universidad de Barcelona (UB). Hice el postgrado en Homeopatía por la UB-Academia Médico Homeopática de Barcelona (AMHB). He sido Director del Máster de Medicina Homeopática de la UB (2011-2016) y de la propia AMHB. Me encanta la docencia y ahora sigo de profesor de homeopatía en la AMHB y el CEDH. También cursé el Máster en Terapia Breve Estratégica, en su primera promoción, con el equipo de G. Nardone en el Institut Gestalt de Barcelona (2000-2002) que ha influido mucho en mi formación.

He incorporado, pues, la Homeopatía y la Terapia Breve a mi consulta médica para así abordar las historias de los pacientes en todas sus dimensiones: física, emocional, comunicacional y también, de algún modo, espiritual.

Porque, más de allá de todo, sigo escuchando historias. Historias extrañas, dramáticas, desesperanzadas, vitales. Intento curarlas o aliviarlas con la ciencia y el arte médicos. Cambiar esas narrativas, esos patrones, físicos y emocionales, que nos aprisionan. Y para ello, primero, busco comprender la historia verdadera. La historia verdadera de cada uno de nosotros.

Me apasiona la literatura, la poesía, el cine, la comunicación... La naturaleza. La belleza de todas las cosas. El humor. La vida, en una palabra.

Como médico, y como científico, aún creo en la antigua magia que tienen las palabras.

Ordet.

6 Comentarios

Comentar
  • En efecto, querido Gonzalo, los homeópatas han hecho historia como grandes sabios desde Hahnemann hasta hoy, y la seguirán haciendo en el futuro, más que nada por la necesidad cada día más urgente de integrar conocimiento, inteligencia, ecología, ética, humanidad, salud, cuerpo, alma y consciencia.
    El colapso de esta civilización tan tocada y devastadora no va a tardar en producirse, el pobre Planeta no puede más. Todas y todos lo vamos descubriendo cada día con más indicios inocultables.
    Pero en vez de ser sólo una desgracia, este desastre está siendo también un despertador global y parcial, una gran puerta abierta para regenerarnos como individuos y como especie, creando vida en otra dirección. El Nobel de Física Prigogine lo deja clarísimo en sus investigaciones.
    Y ahí la homeopatía no solo será una medicina para la humanidad, los animales y las plantas, como ya lo es, también será una imprescindible comprensión de ciencia y energía vital para aprender a gestionar la convivencia, la economía y la política, sustituyendo el acostumbrado enfrentamiento entre «ganadores» y «perdedores», entre mandar y obedecer porque sí, por la cooperación y la resiliencia homeopáticas, el ansia por consumir y fardar sustituída por la felicidad serena de compartir el gozo riquísimo de la modestia solidaria que alimenta y no se enriquece con el empobrecimiento ni la enfermedad del prójimo. Como cantan los chicos de Txarango: «otro mundo es posible, abrid fronteras, open the borders!», fronteras no sólo geográficas, claro, también y sobre todo, mentales, emocionales, cognitivas y espirituales: prácticas y materializables.
    Gracias por este post imprescindible y clarísimo, amigo Gonzalo.
    Un fuerte abrazo!

    • Muchas gracias Sol, por tu comentario. Ojalá que en el futuro no haya esas fronteras, sobre todo las mentales, que tanto nos limitan
      Un afectuoso saludo

  • Dr. Al escuchar su historia propia de su vida o parte de ella,
    siento un respeto y admiración, por usted. saludos desde
    méxico.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

© 2014-2020 Hablando de Homeopatía

La información proporcionada en este sitio web no pretende sustituir la atención médica o profesional. HdH® no se responsabiliza de que sea totalmente completa, ni del uso que de ella pueda hacerse. Para obtener un consejo profesional más riguroso y acertado, y resolver dudas, le recomendamos que consulte a un médico homeópata. Aceptar