3 Usos de la Homeopatía para la Fibromialgia

Los pacientes que padecen fibromialgia son personas que sufren mucho y que suponen todo un reto para el profesional sanitario. Dolor variable, cansancio, insomnio, cefaleas… para colmo, depresión y ansiedad (pero ¿cómo no va uno a estar ansioso y deprimido en una situación así?).

Se desconocen sus causas, pero se han identificado diversos desencadenantes como traumas, problemas de tiroides o dolor crónico (y su tratamiento crónico) entre otros. Y aquí llega el primer punto de ventaja al comenzar un tratamiento con un especialista en homeopatía: la posibilidad de elegir un tratamiento según el desencadenante, incluso si ese desencadenante no es el único factor que desde un punto de vista fisiopatológico (la química del organismo) mantiene la enfermedad o los síntomas.

En cuanto a los síntomas, son variables en tipo y en intensidad: puntos sensibles (“gatillo”), dolor muscular y articular (que puede estar presente todo el día o empeorar por la noche), rigidez, síntomas digestivos, cefaleas (y las hay de un lado o de ambos, progresivas o repentinas, etc.), cansancio y pérdida de concentración, etc.

Como ya saben los que siguen este blog, particularizar los síntomas de cada paciente influye en la elección del medicamento que vamos a escoger, porque nos da pistas sobre a qué medicamento será más sensible (“mejor respondedor”) el paciente. Para ello, hay que tener en cuenta las sensaciones (la forma de vivirlos y describirlos el paciente), la forma de agravarse o mejorar (frio, humedad, estación del año, momento del día, posición, etc.) y las “otras cosas” que aparecen al mismo tiempo aunque aparentemente no estén relacionadas (cambios en las apetencias de alimentos, en la transpiración, el sueño, el comportamiento…).

La elección de uno o varios medicamentos homeopáticos debe hacerse junto con la recomendación de pautas de ejercicio, meditación o relajación, abordaje psicológico y grupos de apoyo (para tolerar mejor los síntomas y para permitir una mejor salud mental en una circunstancia tan complicada como ésta), e incluso iniciativas tan interesantes como pasear y abrazar árboles, a las que no hay por qué restar importancia…

Por supuesto, también hay que saber manejar las pautas de los fármacos convencionales que el paciente ya estuviera tomando o que sea necesario recomendar adicionalmente. La retirada progresiva de medicación que esté causando malestar o problemas al paciente (duloxetina, pregabalina, gabapentina, amitriptilina, etc) es posible (aunque no son específicos de fibromialgia, podemos comprobarlo en estudios como éste y este otro que se han comentado en otras entradas del blog) y debe hacerse de forma inteligente.

Volviendo a los medicamentos homeopáticos y su interés en la fibromialgia, y para responder al título de esta entrada, es interesante estudiar 3 tipos de estudios clínicos realizados con homeopatía para la fibromialgia, porque implica 3 posibles abordajes del paciente cada uno con diferente nivel de complejidad (de individualización) desde el punto de vista homeopático.

  • El primer nivel sería la utilización de un medicamento concreto, en este caso la preparación homeopática de Rhus toxicodendron (6CH). Claro que para tener éxito no basta con darlo a los pacientes diagnosticados de fibromialgia, sino que hay que seleccionar según los síntomas aquellos en los que además de dolor haya mucha rigidez matutina (o tras un periodo de inmovilidad en la cama o el sofá) que mejora con el calor y al ir moviéndose progresivamente.
  • El segundo nivel nos permite tratar con éxito un número mayor de pacientes, que pueden tener manifestaciones sintomáticas distintas de la que se ha comentado, pero siempre quedándonos en lo puramente sintomático. En este caso (Fisher P, Brit Hom J 1986), se amplían los medicamentos entre los cuales escoger, y se aplica uno u otro según si el dolor mejora o empeora con el movimiento, si se percibe más a nivel muscular o articular, o si aparecen otros síntomas indicativos de cada uno. El estudio que se realizó incluyó las preparaciones homeopáticas de Arnica montana, Bryonia alba y Rhus toxicodendron (5CH); su manejo requiere conocer los criterios de prescripción de cada uno de ellos y por tanto haber estudiado un poco más la homeopatía.
  • Un tercer nivel es el que aplica normalmente un especialista en homeopatía y seguramente el más apropiado para enfermos con patologías crónicas: el abordaje holístico (teniendo en cuenta toda la historia y problemas del paciente) y un tratamiento individualizado (elegido de acuerdo a una sensibilidad o predisposición del paciente, que se manifiesta en el conjunto específico de síntomas y trastornos que nos muestra el paciente). Para ello es necesario que el paciente acuda a un médico homeópata, que elegirá como vemos entre un abanico muchísimo mayor de medicamentos, y que irá mucho más allá del nivel sintomático para tratar de comprender la dinámica global del paciente y cómo restaurar su funcionamiento normal. Lo deseable sería encontrar este especialista dentro del equipo que trata al paciente, pero también se le puede derivar a un especialista externo que se encargue de la parte homeopática del tratamiento.

Creo que hay dos lecciones a extraer de estas experiencias.

  1. La primera, que existen diferentes maneras de utilizar los medicamentos homeopáticos, todas ellas son interesantes siempre que el paciente entienda las expectativas que puede ofrecerle cada una.
  2. La segunda, que junto a otras posibilidades la homeopatía es una opción que cualquier paciente con fibromialgia puede plantearse;la experiencia y los estudios de investigación nos indican que puede ayudarle a aliviar síntomas, a reducir la toma de otros fármacos y a mejorar su bienestar global.

Sobre el Autor

Dr. Gualberto Díaz
Dr. Gualberto Díaz

Médico y especialista en Medicina Familiar y Comunitaria, más tarde me titulé como Especialista Universitario en homeopatía clínica y tanto me atrajo su ejercicio (y sus resultados) que ahora soy profesor de homeopatía y formador-de-formadores en la academia internacional CEDH.

¿Qué me atrajo tanto? Descubrí que conociendo bien a los pacientes y sus problemas, y abriendo el abanico de posibilidades terapéuticas, podemos hacer más por cada uno de ellos. La homeopatía permite sacar el máximo partido a esta forma de trabajar, actualmente desde un centro médico de especialidades en Madrid.

Mi experiencia en investigación se remonta a la Unidad de Investigación de Álava, y pasé a dedicarme a ella profesionalmente en la empresa de servicios médicos Softmed, en el Laboratorio Servier y luego en el Departamento Medico de Laboratorios BOIRON. Ahora impulso los esfuerzos de investigación y divulgación de varias sociedades científicas alrededor de la Homeopatía y la Medicina Integrativa. Desde mi experiencia clínica y de investigación, procuro difundir una visión científica e integradora de la Homeopatía, tanto de sus bases elementales como de su aplicación en la consulta.

En este blog, espero aportar las notas de actualidad sobre investigación de una forma accesible y, cuando pueda, divertida o sorprendente.

10 Comentarios

Comentar
  • MI ESPOSA PADECE DE FIBROMIALGIA Y TIENE 58 AÑOS DE EDAD, A ESTADO TOMANDO MEDICAMENTOS ALOPATAS COMO LA PREGABALINA, LA SIMBALTA Y LIRICA , PERO NO PARECEN CEDER LOS DOLORES Y EL INSOMINIO A DIARIO QUISIERA QUE ME DIJERAN QUE MEDICAMENTOS HOMEOPATICOS PUEDE TOMAR PARA CONTRARESTAR TODO ESTOS SINOTMAS …SALUDOS

    • Hola Alfredo.

      Recomendar una pauta de tratamiento concreta, y más aún si ya está con fármacos y es de larga evolución, corresponde a una consulta presencial con un médico homeópata.
      Puede encontrar algunos listados de ámbito nacional en la pestaña de “buscar homeópata”, y de hecho les animo a hacerlo porque problablemente pueda contribuir a mejorar su calidad de vida.

      Saludos y mis mejores deseos,
      Gualberto

  • Me diagnosticaron hace 3 años, utilicė un producto que viene en forma de sticker, los hologramas cuánticos y por 2 años estuve bien, ahora volví a presentar los síntomas y no he podido conseguir los hologramas, los hacían en Canadá pero perdí el contacto y parece que la empresa cerró. Lamentablemente, ya que fuė lo único que hizo que mi vida fuera normal, ahora estoy con un especialista en homeopatía y estoy con tratamiento de Rhus, si he tenido ub gran cambio pero tengo muchos síntomas adicionales como sobrepeso, inflamación y sobre todo la parte emocional, tengo muchas situaciones que resolver al tiempo, tengo el convencimiento de poderme sanar, ya la homeopatía me curó hace 17 años y confío que ahora lo hará de nuevo. Vivo en Colombia y mi mėdico es Hėctor Rodríguez, y la guía para manejar la parte emocional que ėl me ha dado, me sirve mucho. Gracias por el blog y por aportar a la salud. Un abrazo desde Bogotá.

    • Gracias Fernanda por tu testimonio, que puede servir a mucha gente que pasa por una situación similar.
      En efecto Rhus tox es de gran ayuda a nivel sintomático, no dudes en usar otros medicamentos homeopáticos, de la mano del especialista, también para esa parte emocional y la inflamación.
      El tratamiento de tu “medicamento de fondo” puede ayudar a equilibrarte de forma más global.

      En Colombia hay grandes especialistas en homeopatía, precisamente ayer hable en Radio Caracol (programa “Sanamente” del Dr. Rojas) porque entre otras cosas se celebra el mes que viene un gran congreso mundial de Medicina Integrativa (aunar las diferentes terapias no convencionales y la convencional) en Cartagena.

  • Hola, hace 5 años que padezco de fibromialgia, mi vida a cambiado desde entonces, ya no puedo trabajar al mismo ritmo, a menudo estoy muy cansada, me gustaria probar el Tratamiento homeopatico, gracias

  • Buenas noches:

    Mi nombre es Raquel y mi madre padece fibromialgia además de tener artrosis reumatoide, estar operada de la cadera y fijada la columna. Actualmente tiene 68 años y su salud es muy precaria. Estoy preocupada por ella porque siente muchos dolores musculares, de articulaciones y huesos y a veces se deprime. Los médicos, con su mejor intención, no hacen más que aliviar sus dolores con fuertes calmantes que no la hacen nada y la atontan. Ya lleva muchos años así y estoy preocupada por su vejez. Estoy intentado encontrar un médico homeópata especializado en fibromialgia y artrosis. No sé si usted tiene consulta, si me puede recomendar algún especialista titulado, referencias, etc. Nosotras vivimos en Madrid.

    Agradeciendo su interés, un cordial saludo,

    Raquel

  • Muchísimas gracias por tu testimonio, Mayte.

    Aprovecho el ejemplo que propones para remarcar, de cara a los lectores que puedan tener este u otros problemas de salud, que igual que con otros tipos de intervención (incluso los fármacos convencionales) puede ser necesario asociar varios medicamentos, o ir cambiándolos.
    A veces nos hacen falta varias oportunidades hasta dar con el tratamiento óptimo, y otras es el paciente el que, a medida que evoluciona, requiere un tratamiento que también evolucione.

  • Yo aplique para el estado agudo sales de shuller combinadas y posteriormente Bryonia Alba …y los resultados fueron muy buenos ..la paciente hasta la fecha sin dolor y ya no tiene insomnio dejó toda la alopatia posteriormente .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

® Hablando de Homeopatía 2014